Home » Familia » Frases divertidas sobre la familia.

Frases divertidas sobre la familia.

Dicen que uno no escoge a la familia, por lo que toca verle el lado bueno a lo que hay. Ya sea que tengas un tío que siempre mete la pata, un hermano que te molesta o un abuelo que se la pasa quejándose sobre los tiempos que corren, siempre habrá un aspecto positivo que puedes sacar de la convivencia familiar; además de que a pesar de todo, ellos estarán ahí en todo momento para apoyarte.

familia

Por eso, a pesar de los problemas que puedan surgir, lo más importante es que te tomes las cosas con humor y aprendas a apreciar a cada uno de los miembros de tu familia. Las frases divertidas que hemos traído el día de hoy para ti, te ayudarán a reír y a reflexionar más sobre ellos.

  1. Madre solo hay una en la vida… y menos mal porque, ¿ quién se las arreglaría con dos?
  2. Me encanta estar con mis hermanos, siempre que haya una pared de por medio.
  3. Lo mejor de visitar a los abuelos, es cuando comienzan a contarme acerca de como las cosas eran mejores en su juventud. ¡Ni siquiera en mi casa se puede dormir tan a gusto!
  4. Todos me dicen que heredé los ojos de mi padre y las manos de mi madre. Lástima que no sucedió igual con su dinero.
  5. Los padres no deberían ser tan estrictos con sus hijos. Después de todo, serán ellos quienes se encarguen de su manutención en el futuro.
  6. ¿Qué las brujas no existen? Si dices eso es porque aún no conoces a mi tía.
  7. No hay reunión familiar en la que no te pregunten si ya tienes novia/o, que piensas estudiar y en la que te mencionen, cuanto has crecido.
  8. Hola, me llamo Pepito, pero mis hermanos me dicen Cállate.
  9. Muchos de mis amigos nacieron porque sus padres decidieron que era hora de tener hijos. Yo nací porque la farmacia no estaba abierta cuando mi padre acudió a comprar condones.
  10. Nada puede separar a los hermanos de sangre, excepto el control de la computadora.
  11. Navidad es el momento perfecto para reunirte con todos esos familiares a quienes no ves durante el resto del año. y fingir que todos se caen y se interesan por la vida de los otros.
  12. Ayer me mude por fin de casa de mis padres. Hoy que pasé a visitarlos, vi que ya estaban alquilando mi habitación.
  13. Tuve una plática muy profunda con mi papá acerca del matrimonio. Él no podía dejarme solo cuando estaba a punto de dar un paso tan importante y me habló acerca de los años que ha estado junto a mamá. Fue por eso que entré en razón y he decidido seguir con mi soltería, ¡gracias papá!
  14. Aprovecha a tus hermanos y trata de llevar una buena relación con ellos. Así, el día de mañana podrás pedirles dinero prestado.
  15. Le dije a mi mamá que quería una mascota, ella me regaló un perro de peluche. El día de las madres me comentó que le encantaría disfrutar de una deliciosa comida. Le compré una sartén.
  16. A veces me pongo a observar todo el tiempo que mis padres han estado juntos y he llegado a la conclusión, de que su matrimonio es todo un ejemplo. ¡Alguien debería darles un trofeo por resistir tanto soportándose el uno al otro!
  17. Ese momento en el que tus padres te confiesan que Santa Claus es una mentira, echando por la borda los primeros momentos felices de tu infancia…
  18. Convivir con la familia no es el problema. El problema es que mi familia no me sigue la corriente, cuando me tomo diez cervezas.